noviembre 17, 2008

sueños animados


Despertó con ganas de ver el mar, toda la noche se había zambullido en él y todavía tenía esa sensación de pertenencia…

Quería beber de sus aguas saladas, saber dónde nacen sus olas, conocer sus adentros, admirar sus formas internas…Ya había descubierto cómo no ahogarse en las aguas saladas y le era increíble sentir que por fin su ser se inundaría de emociones y sensaciones nuevas…

Minutos después, estaba rodeada de pequeñas burbujas y algas marinas, estaba en casa? Ella ahora era “arenita”, una ardilla que vive en las profundidades del fondo del mar con la ayuda de un casco de oxígeno, un dibujito animado que le permite navegar libremente en el mundo submarino...

Bob, su cómplice de aventuras, le enseñó los escondites y atajos del fondo del océano, ella estaba fascinada y agradecida con el milagro concedido. Conoció de cerca a las estrellas y las esponjas, a los calamares, los cangrejos, las ballenas y los caracoles.

En este viaje hacia el fondo del océano, ella sentía que pertenecía al mundo de las aguas y estaba segura que quería que ese fuera su hogar…

Cuando llegó la madrugada, sonó el despertador y ella despertó con ganas de ver el mar…

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Tengo la costumbre de ver dibujos animados antes de dormir y mis preferidas son las aventuras de bob esponja en el fondo de bikini.

Te sigo.

m dijo...

ya somos dos...
arena y sol...el mar azul...
;)

thanks

ana dijo...

ja ja esta chida la foto soy fan de bob esponja uuuuuuuuuuuuuua